Moody’s Investors Service: Turquí y Argentina enfrentarán recesión

156

Aunque Turquía y Argentina dejaran atrás las crisis de sus respectivas monedas, a sus economías les depara un futuro espinoso en los próximos trimestres, según Moody’s Investors Service.

Asimismo, las caídas de la lira y el peso se traducirán en fuertes contracciones económicas a medida que el crecimiento se desacelera en los mercados avanzados y emergentes, dijo Moody’s en un informe.

De hecho, con el ajuste monetario en grandes economías y disputas comerciales, Moody’s adquiere una postura cada vez más pesimista respecto a las perspectivas de crecimiento de países en desarrollo como Turquía y Argentina, que “tienen una exposición relativamente alta a la financiación externa y, por tanto, son los más vulnerables”.

La economía de Turquía puede que se contraiga durante el primer semestre del próximo año, debido a la caída de la lira y el aumento de los costes de préstamos pasará factura, dijo la agencia de calificación.

A su vez, “el producto interno bruto en Argentina no regresará a un crecimiento positivo hasta 2020 como consecuencia de la severa consolidación monetaria y fiscal del país por el programa del Fondo Monetario Internacional”, dijo Moody’s.

Vea también: Hadad Dijo Que Kirchnerismo Le Ofreció Pozo Petrolero

FMI comparte ideas con Moody’s respecto a economía

El FMI se hizo eco de la advertencia de Moody’s y pronosticó que el crecimiento económico turco se deslizará al 0,4 % en 2019 desde el 3,5 % este año. “La lira más débil, unos costes de endeudamiento más altos y las incertidumbres elevadas pesan sobre la inversión y la demanda”, dijo el fondo en un informe.

El documento de la empresa considera que la economía de Turquía crecerá un 1,5 % en 2018 y se contraerá un 2 % el próximo año. Igualmente, la agencia anticipa que el PIB de Argentina se reducirá 2,5% este año y 1,5 % en 2019. Los salarios en blanco perdieron 15,1% frente a la inflación en un año.

Por su parte, Turquía tiene que lidiar con una inflación elevada a pesar del empeoramiento de las perspectivas de su economía. Moody’s espera que el crecimiento de los precios del país se mantenga en dos dígitos hasta 2020 debido a las expectativas inflacionarias, impulsadas por la presión del tipo de cambio y el petróleo.

En el caso de Argentina, las expectativas de inflación continuarán aumentando a pesar de la estricta postura del banco central, dice el documento, y agregó que tomará algún tiempo antes de que los beneficios de las políticas monetarias se materialicen por completo. Se espera que la inflación caiga gradualmente al 20% para finales de 2020.