La trágica vida de Sinead O’Connor fue expuesta por el Dr. Phil

425

La siempre recordada intérprete irlandesa, Sinead O’Connor, ofreció una entrevista muy personal en el programa de televisión estadounidense del famoso Doctor Phil. Allí reveló oscuros detalles de su terrible pasado, tiempo durante el cual sufrió -al parecer- constantes abusos físicos y psicológicos de su madre, quien falleció en un accidente automovilístico en 1985.

La cantante del clásico pop/rock “Nothing compares to you”, se atrevió a abrir su corazón, tras el escándalo que suscitó el mes pasado la difusión de un video, donde O’Connor se mostró mentalmente inestable y con intenciones suicidas, que alertó al público general, especialmente a sus seguidores.

En el clip se le oyó decir a la cantante: “No me mantengo con vida por mí. Si fuera por mí, ya me habría ido”. Con este escenario, inició el encuentro con el Doctor Phil, a quien le confesó sobre la tortura de haber vivido con una persona tan desequilibrada e “inhumana” como lo fue su propia madre.

“Lo que más me gusta de mi madre, es que está muerta. Ella dirigía una cámara de tortura. Era una persona que disfrutaba lastimar. No me quería. Ella no quería chicas. Quería que yo fuera un niño. Me vestía como un niño, me cortaba el pelo. Me hacía quitarme la ropa. Tenía que tumbarme en el suelo, abrir los brazos, piernas y dejar que agrediera mi abdomen. Quería romper mi vientre. Quería destruir mi sistema reproductivo. Quería impedirme ser una mujer”, destacó.

Al igual que Sinead, sus hermanos fueron afectados por su madre, a quienes golpeaba sin razón con palos de hockey y raquetas de tenis, por lo que a la edad de 13 años se fue de su casa, sólo que tiempo después volvió a ser víctima de abuso sexual, mientras sobrevivía en las calles.

De acuerdo a su declaración, entre los 14 y 16 años de edad logró que su mamá fuese más cercana a ella. “Ella estaba realmente muy mal. Yo diría que estaba poseída, aunque no estoy segura de creer en esas cosas. Así que, o bien era sólo una sádica y una pedófila o estaba poseída por el diablo”, expresó.

Agregó que, al consultarle una vez a su madre sobre el porqué de sus acciones, ella obvió el reclamo, lo que hizo enojar a Sinead y quitarle el habla durante meses. “Lo siguiente que oí fue que murió en un accidente automovilístico. Recuerdo haberme sentido aliviada por ella, aliviada por mí, pero devastada por su pérdida. Era mi mejor amiga”, manifestó.

Con todos los ojos puestos en ella, desde el video de agosto, O’Connor entiende que tiene problemas psicológicos que necesitan atención, producto de tanto estrés y traumas del pasado. “Después de que me hice una histerectomía, perdí la cabeza y enfermé. Mi familia se alejó y no me dejaba ver a mi hijo Yeshua. Creo que no es fácil para las familias, las personas con problemas como el mío. Podemos ser difíciles”, finalizó.

La vida en un ratico

O’Connor fue una de las grandes estrellas de los noventa. Ganó un Grammy en 1991 que se negó a recibir. Estuvo en boca de todos luego de la presentación del programa Saturday Night Live, donde mostró la foto del Papa Juan Pablo Segundo que de pronto rompió en pedazos, diciendo: “Busquen al verdadero enemigo”.

Muchas personas -en su momento- no entendieron el significado de esas palabras, pero esa fue una protesta pacífica de O’Connor ante la iglesia, por su supuesto apoyo silente ante los casos de abusos de menores, consumados por curas y sacerdotes en gran parte del mundo, que incluso hoy en día siguen ocurriendo sin que haya justicia para las víctimas.

La cantante es madre de cuatro: Jake de 30 años, Roisin de 21, Shane de 13 y Yeshua de 10, pero este año le fue quitada la custodia de su hijo menor, lo que no fue bien recibido por ella.




Deja un comentario