“Jamás me levantó la mano” es divertida y desafiante

495

Desde hace algún tiempo quisimos ver qué tenía “Jamás me levantó la mano” para ofrecer, debido a los comentarios del público y el lleno total de sus localidades en unas cuantas horas. Y créannos, ya sabemos por qué. Esta obra teatral de Marcos Casanova, con Cristian Majolo como su director, nos presenta una increíble historia de amor/odio entre madre e hija.

Las protagonistas son Romina Pinto (en el papel de la madre, Fátima) y Malena Luchetti (como la adolescente Naiara). Ambas conviven en el pequeño pueblo de Villa Seca, donde todo se sabe, así lo quieran o no. En el club social del lugar, se está organizando un concurso de baile para recaudar fondos. En él se han inscrito las madres y amigas de Naiara, por lo que ella intentará convencer a su mamá de acompañarla en la competencia.

¿El problema?, Fátima es una persona con discapacidad, que depende del uso de una silla de ruedas. Aparte de esa lamentable realidad, no podemos obviar el hecho de que ambas mantienen una rutina asfixiante, donde constantemente se agreden una a la otra, aunque al final no puedan vivir estando separadas.

El ritmo con el cual exhiben la pieza es bastante acelerado, por lo que la audiencia debe mantenerse alerta para no perder detalle de lo que pasa en escena. Los diálogos son de suma importancia, y nos brindan momentos muy divertidos, picantes, por segundos muy ácido y hasta tiernos en ciertas ocasiones.

Podemos ver desde fuera los inusuales hábitos de Fátima y Naiara, que en parte explican el porqué de sus actitudes enfrentadas. La dirección de Cristian Majolo es simplemente increíble, apoyándose de un relato atrayente, amén de las magníficas actuaciones de esas talentosas chicas.

La escenografía se llevó puntos extras por su simplicidad y la perfecta ubicación concebida para los espectadores. Fue una gran propuesta que permitió a los asistentes transitar por diferentes estados de ánimo en setenta minutos… He ahí la verdadera magia del teatro.

De nuestra parte queda recomendarles esta función en el Korinthio Teatro, desde las 20 horas que finalizará el próximo 29 de septiembre. Para reservar comuníquese al 2044-2400 o directamente en la web www.korinthioteatro.com.ar. Los boletos van desde $200.