Kingsman: El círculo de oro eliminó referencias hacia Trump

163

La saga Kingsman se ha caracterizado por incluir alguna que otra polémica escena en sus dos entregas estrenadas. En ocasiones, éstas han estado relacionadas con el presidente de Estados Unidos del momento.

En la primera película, los espectadores podían ver cómo a un hombre sentado de espaldas que recordaba a Obama le explotaba la cabeza. No obstante, en Kingsman: El círculo de oro la cosa ha cambiado y el director Matthew Vaughn ha preferido omitir los chistes hacia Donald Trump.

Cuando el realizador estaba iniciando la producción de la secuela, el guion escrito por él y Jane Goldman tenía, al menos, dos referencias al actual Presidente de los Estados Unidos de América. Una de ellas formaba parte del diálogo de la villana Poppy (Julianne Moore) y otra pertenecía al diseño de producción. “En el montaje rebajamos el tono de ciertas cosas”, afirma Vaughn.

Originalmente, Poppy iba a mostrar su interés en ser la anfitriona de The Apprentice, el ‘reality show’ de Trump que duró en antena más de una década. Pero, ¿por qué el realizador eliminó esa referencia? “Creo que América está pasando por un camino áspero y quería que esta película fuese una vía de escape”, revela Vaughn.

En cuanto al diseño de uno de los escenarios, finalmente el director pidió que volviese a crearse para evitar la conexión con Trump. “Estábamos construyendo un despacho oval al estilo de la Trump Tower. Lo estábamos haciendo en oro y con brillos. Esto ocurrió en mayo de 2016 y entonces tuve una corazonada. Me acuerdo de decirle a mi productor de diseño americano, ‘Puede que Trump gane, ¿sabes? ¿Será igual de divertido si Trump gana?”.

Kingsman: El círculo de oro lleva recaudados más de 87 millones de dólares en todo el mundo. La cinta, protagonizada por Taron Egerton, cuenta en su reparto con Colin Firth, Pedro Pascal, Jeff Bridges y Mark Strong; entre otros.




Deja un comentario